Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 6.468 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Comunidad de Cams ] [ Twitter TodoRelatos ]  1.452.986 Miembros | 19.351 Autores | 98.386 Relatos 
NOVEDADES CATEGORÍAS TOP100 AUTORES BUSCADOR
TODORELATOS » LÉSBICOS » LA HISTORIA DE LA CANTANTE, UNA DAMA Y SU POETA 27
[ +

ZONA SEXO

CONTACTOS

CAMS TODORELATOS

VIDEOS X
Fecha: 04-Oct-16 « Anterior | Siguiente » en Lésbicos

La historia de la cantante, una dama y su poeta 27

Rc Adrii Torres
Accesos: 1.614
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 18 min. ]
 -   + 
-Callaros -Estaba evidentemente ebria. Hacia muchos años que no la veía borracha o por lo menos. No tan borracha- Que os calleis la boca, la nariz y o lo que sea por donde estéis haciendo ruido y me prestéis la puta atención. Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a

 

ESTA ES UNA EDICION ESPECIAL!!!

 

Capitulo 27

...

-        vamos a brindar por nosotras – Dijo Alexandra con el shot de tequila en su mano-

-        Tú mi Ale con jugo de parchita, todo por proteger a nuestro pequeño o pequeña -Sonrei ya estaban haciendo efecto las dos botellas de tequila.

-        Salud -dije levantando el vaso-

Asi comenzó un relajo de mujeres en la terraza del departamento de mi hermana mayor. La cual se mantenia mas ausente que presente. Caída la media noche Alex se levanto para animar a las chicas.

-        Ahora si, vamos animaros que comenzo la ronda de desahogo y despecho. -Le via los ojos, o eso intentaba, ya estaban muy chiquitos a causa del alcohol “Pobre riñones” -A ver, a ver, se me callan y me van diciendo de una por una quien viene primero.

-        Yo... Prime..ro -Dijo Kelly- Lo mio sera des...pecho -Senti tras sus palabras una oleada de calor en mis mejillas, ella me observo- Alejandra! -me llamo, desde mi posicion la observe con mi 3er vaso de jugo- Cantame algo. -fue una orden? Pense- Por fa...vor -me costo tanto entenderle, estaba mas que ebria-

-        Acapela? -pregunte incredula-

-        Sos cantante. Vamos acompaña a vuestra mujer -me insito Alex colocandome un banquillo al lado de Kelly la cual estaba de pie en medio de la sala tambaleandose-

-        La guitarra pa la cantante -grito Kelly, mi gemela fue en busca de una guitarra acustica, la cual habia sido un regalo de cumpleaños cuando pequeña-

-        El instrumento -La mate con la mirada-

-        Que venga desde aqui -Señalo mi corazon- Era tu hermana, esa quiero.

Esa era quizas una cancion de las primeras a las cuales le agradecia mi éxito como cantante, pero odiaba infinitamente. Me destruia, nos destruia. Pero no le di el gusto cambie su jugada, y le cante algo mas dulce, mas propio, algo solo de las dos.

Tu mirada azul, esos ojos de princesa.

Tus labios de piel morena, esa sonrisa a media luz.

Como no ser prisionera, de ese encanto sin igual,

De ti me he de enamorar, dulce amiga, fiel compañera

No podía verle a la cara, si lo hacia perdia… me perdia. Alexandra silvaba como camionero empedernido y Claudia junto con Araselis aplaudían al compas!

No calles, no te ocultes mas, levanta la mirada. Ven aca.

Mira tras mis gafas, estas lagrimas que de mi se escapan no lo puedo evitar

Te deseo tanto y a ti sonrisa, mas fuerte que la monalisa

Pertenecería a tu encanto completo cada dia sin negarlo ni un segundo

A ti te entrego mi  mundo... dulce amiga, fiel compañera.

Volvi a rasgar las cuerdas de la guitarra, se escapan de mi interior algunas lágrimas.

-        Basta, ya! No canteis mas. –dijo Alexandra deteniendo el sonido de la guitarra.-

-        Dejala que siga, que siga con todas sus mentiras -Reprocho Kelly-

-        Que no son mentiras joder, no lo son -dije en un intento por defenderme-

-        Que dijiste? -pregunto en medio de su borrachera-

-        Que no fue asi, que no son mentiras.

-        Entonces, como ha sido cara...jo -La copa se callo de sus manos, y ella poco a poco caia, no me importo la guitarra, reaccione fue para tomarle del brazo y sujetarla a mi con fuerza, con ayuda de Alex la ayude a sentar en el sofa.

-        Joder! Os amo Kelly, jamas os he dejado de amar. Y no me importa si hay alguien mas, no me importa si alguien te ama, vos habeis sido mi primer y unico amor. Fue asi, seguira siendo asi, no me importa si no me creeis, yo solo vivire toda una vida para de nuevo brindaros todo aquel amor que un dia os ofreci, mas por miedo jamas nos atrevimos a vivir. Os pido perdón, porque fui cobarde y te crei igual sin duda alguna solo quise amanecer a vuesto cada dia de mi vida.

Ella lloro, lloro como niña desconsolada atada a mi cuello hasta que luego de mucho tiempo se calmo, pero en vez de esta ves soltarse, se apego mas a mi, a quien era, a como era, a lo que siempre habiamos sido una para la otra.

Las horas siguieron pasando, todas siguieron tomando entre risas, hasta que le toco a Alex hablar.

-        Callaros -Estaba evidentemente ebria. Hacia muchos años que no la veía borracha o por lo menos. No tan borracha- Que os calleis la boca, la nariz y o lo que sea por donde estéis haciendo ruido y me prestéis la puta atención.

-        Ale -Kelly tomo mi mano, para alertarme-

Ella si quiera podía hablar, era horrible la escena, aparte de volarle la carcajada a cualquiera me reproducía mucho sentimiento y dolor verla asi!

-        Dejadla -le dije despacio- Ella lo necesita –quizas este era el momento donde por fin se desahogaría.

-        Yo os hablare de lo que no se debe amar. O que si. -las chicas rieron- yo me enamore -esto no iba por buen camino, lagrimas correrían, Alex jamas hablaba de amor y ahora lo hacia-

Ella de esas mujeres rudas, que se preocupaban por atender a otros y no por ser atendidas ellas.

-         Hace tantos años que ya ni recuerdo como fue, era de dia o de noche? -su mala pronunciación causaba risa.- Ella era Samantha, mi amada Samantha -tomo un portarretrato que estaba sobre el equipo de sonido, era una joven rubia pero no se veía con claridad su rosto- cuanto le ame.

De pronto me perdi del mundo y recordé años muchos años atrás a aquella gemela amorosa, dedicada, llena de ilusiones, Era una Alexandra completamente diferente a quien hoy habla en la sala, fuera de todos los abusos que vivio, ella había cambiado, era como una hermosa rosa blanca en pleno explendor. Era sencillamente Alexandra junto con Samantha.

Como cuando te enamoraste y solo esa persona saco lo mejor de ti, en todos los sentidos… En cada parte de lo que vivía. En solo un suspiro! Asi era ella! Asi se comportaba.

-Sam debo deciros que jamas habia visto a mi hermana tan feliz como hasta hora.

-Que puedo decir cuñada, agradecida me siento con Dios porque esta pequeña me ha elegido a mi.

-Yo? Por favor, os he pasado años rogando -se veian hermosas juntas- estos años a su lado han sido los mejores 2 años de mi vida. –me dijo, antes de besar la mano de la rubia-

-Poeta ire a dentro por algo -dijo Samantha antes de besar los labios de Alexandra-

-Te veo feliz mi poeta. -le dije con una sonrisa-

-Lo soy mi cantante, lo soy, soy tan inmensamente feliz. Ella es todo lo que jamas pude pedirle a Dios.

-Que alegria siente mi corazon, se ven muy bien juntas.

-Con ella lo quiero todo. -La ilusion hacia que sus ojos brillaran.

-Os deseo el mayor de los exitos y cuando tengais años de años juntas digais que cada segundo de espera valio la pena- De pronto Sam llego de nuevo a la mesa, sentando se al lado de mi hermana.

-Mi poeta -beso sus labios-

-Por favor, por favor tia que si no me quereis aqui solo teneis que deciros no andeis haciendo sus pequeñas escenas de amor delante de los pobres. –ellas rieron-

-Cuñada eso es lo de menos, ve quien termina de llegar. -A mis espaldas ella con su hermosa sonrisa-

-Ostias -dije atonita- Pero vos estabais en Venezuela, Kelly –me levante enseguida recibirle-

-Me he tomado unos dias para verte. –beso mis labios, la dulzura de ella era la única capaz de empalagar mi torrente sanguíneo-

-Solo para verme? -pregunte ilusionada-

-Y para ser participe de este dia.

-Que ocurrira este dia? -Pregunto Alex curiosa-

-Sam es todo tuyo al escenario. -le dije sabiendo lo que ocurriria, Kelly tomo mis manos, estaba emocionada por su mejor amiga. Lo admito yo igual lo estaba-

-El escenario? -pregunto Alex nuevamente- No entiendo nada, que ocurre mi aguila –Le pregunto a Samantha, se veia confundida-

-Aqui vamos, Amor, mi poeta sublime a mi antojo he caido fundida en nuestros besos cada noche a tu lado, quedando en llanto esos momentos en los que sin ti he tenido que estar. Por eso luego de tanto tiempo quizas con algo de retraso y sin nada de prisa quiero pedirte delante de las mujeres mas preciadas para nosotras si serias tu la mujer que se atreva a despertar a mi lado cada dia para verme sonreir y seguir durmiendo abrazada a mi. Porque te amo, te amo y he de amarte por el resto de mi vida y si en algun momento este amor merma, el sol se va llegando la oscuridad, recordare este dia para amarte, amarte recordando todas las razones me han hecho quererte estando hoy aquí amándote y que tu me ames justo luego que aceptes ser mi esposa, compartiendo una camisa una falda y este pequeño mundo.

Alexandra invadida por la emoción comenzó a llorar, la inocencia de esos momentos fue increible cualquier clase de palabras podían hacer una especie de clic en ella.

-Os acepto, os acepto, os amo con mi vida entera que sos vos, no deseo nadie mas que vuestra vida en mi vida, y vuestros ojos viéndome cada mañana sea de buena o mala gana. Solo a vos os amo.

Asi fue! Se casaron aquellas tórtolas divinas.

 Un aullido desenfrenado me trajo de nuevo a la realidad.

-Ella me amaba, nos amabamos como nadie mas nos habia amado. No necesitábamos la vida sino nos teniamos. Al igual que la pequeña Camila. -sus lágrimas ocultaban sus pequeñeces de ojos- Camila fue nuestra prueba de amor.

Recorde tambien cuando luego de tener solo 9 meses de casadas Alexandra me llamo en pleno concierto que iba dedicado a Kelly, donde le cantaba la cancion que hacia solo minutos le habia musitado.

-Cantante, cantate... -decia ella evidentemente emocionada-

-Espero sea importante mi poeta estoy a mitad de un concierto.

-Sere mamá, sere mamá

-Ostias tias, pero es que no me entero ni de media misa.

-Alejandra ya os toca volver a salir. -dijo uno de los chicos de protocolo-

-Debo volver al escenario.

-Sere mamá, seras tia joder! Sereis tia! -sus gritos euforicos me enloquecieron.

Con el pasar de los meses tuve la oportunidad de acompañarles a un ultrasonido.

-Felicidades Familia Medina. Es una hermosa niña lo que ha de crecer en este vientre. Se ve muy bien todo ahi adentro.

-Que belleza, que belleza mi pequeña sobrina.

-Les dejare a solas un segundo para que pueda cambiarse -el doctor salio del estudio-les veo en mi consultorio.

-Mi poeta -Dijo Samantha secando las lagrimas en el rostro de Alex- Seremos madres!

-Vamos hermana. Sereis madre.

-Que no me lo creo tia. Jamas imagine ser tan feliz. Esto debe ser un sueño.

-        Mi amada familia, eramos felices, hasta que el maldito destino nos separo de la peor manera. -reprocho mi gemela dejando caer la copa de shot en el piso- yo le amaba, ella era todo en mi. -de pronto se tambaleo, Claudia se levanto a ayudarle. -Ella, mi aguila de cielo blanco.

-        Vamos a dormir Alex, debes dejar de beber.

-        No. dejame desahogarme. Debo respirar. -tomo la botella de tequila y bebio directamente- Mi hija, mi esposa tres metros bajo tierra. –Luego de la mesa de cristal tomo un cigarrillo y lo encendio- Maldigo el amor y sigo amando.

Si, ambas habian muerto de la peor manera.

Ese mismo dia en el cual el doctor señalaba que todo estaba en perfecto estado Samantha tuvo antojos. Me causaba risa esa escena, ya que era mi gemela quien estaba embaraza pero era su fiel esposa la que sentía todos sus antojos, o por lo menos  muchos mas que ella.

-Mi poeta. -dijo con voz de niña a Alex que manejaba con destino a Ibiza, mi casa-

-Dime, mi aguila. –le respondió ella sin apartar la vista del camino-

-Quisiera comer chocolate -Se escucho esa voz de niñata-

-Ahora que lleguemos a Ibiza.

-Pero, quiero chocolate venezolano.

-Joder! -Dijo ella buscando ocultar su frustracion- Sam pero eso solo lo venden en el centro comercial que esta en Madrid.

-Es tu pequeña Camila -Dijo ella sonriendo, hasta yo quede enamorada con el gesto- Ella se antojo-

-Buen truco mi águila. Pero la embaraza de este equipo, soy yo.

-Hermana vamos, de todas formas no estamos tan lejos. -intente apoyar a mi cuñada-

-No estamos tan lejos Alejandra? -dijo ella de manera ironica dando vuelta en U, para regresar de nuevo al centro de Madrid

-Bueno, esta bien, sino se puede Camila entendera que no se puede. O en este caso, yo debo entenderlo, lo siento amor -Dijo en forma triste. Alex detuvo el auto en seco, de hecho oi las ruedas rechinar.

-Samantha –le tomo las manos- Quiero os quedo algo muy claro –Ella suspiro ondamente- Todo en esta vida me es posible si es para y por vosotras. -La observo a los ojos desde el asiento del piloto hasta el asiento del copiloto- Todo! No existen limites ni barreras, para mi la vida se termina justo donde comienza las suyas. Vosotras, mi pequeña angelita y vos son todo lo mas bello que Dios, este Dios en el cual vos me habeis enseñado a creer, me ha otorgado. Os amo con infinita locura Samantha. Porque no se otra manera de amar que no sea esa. El sol se esconde cuando vuestra sonrisa se apaga, la luna se oculta cuando vuestra mirada esta triste y mi amor, se muere justo cuando el tuyo deje de existir. -Llore, llore asi como Samantha lloraba pero este era el principio de las lágrimas.

-Jamas me equivoque al querer tomar los cursos en aquella institución privada.

-Y yo jamas me equivoque al querer costear vuestros estudios.

Si! Samantha venia de familia muy podre desde el interior del país en Venezuela, ella tenia esos sueños de cualquier persona con ganas de superarse. Pero no tenía a nadie que la apoyase. Alexandra ciegamente se enfrento a todo por ella y la acobijo en su departamento, dandole casa, comida y estudio. Su amor surgio de la manera mas pura, pero de muchos años de trabajo.

Fue sorprendente cuando las vi llegar al aeropuerto. En España. Alex la llevo a Europa, para que se especializara en lo que quisiera estudiar. Aviacion, y vaya que seria la mejor.

-Os presento a Samantha Joseph.

-Ya nos conocemos -le dije simpatica saludando a Sam-

-Es mi novia -Quede atonita-

De una simple campesina en el interior del pais, con arto trabajo duro paso a ser una gran aeromoza, solicitada por muchas aerolineas, en esos años de comienzo tuvo que tomar un respiro para poder casarse con mi gemela.

Pero ese dia en el centro comercial, luego de disfrutar con tantas ganas el chocolate venezolano estando en el sexto piso, intentamos bajar las escaleras mecanicas, por esas cuestiones de que a Sam le daban un poco de miedo los ascensores, no la entendia. Esos espacios cerrados la intimidaban.

-Vosotros primero mi poeta -dijo mi hermosa cuñada dandole paso a su esposa embarazada.-

Alexandra abordo primero las escaleras, pero alguien, un idiota, salido de la maldita nada, algun engendro del demonio bajo las mismas con gran velocidad y la arrastro, la arrastro para que ella perdiese el equilibrio y rodara escaleras abajo llegando al final de su hermoso embarazo.

Paso casi un mes cuando por fin la dieron de alta, el doctor les explico que con algo de paciencia y amor podrian volver a embarazarse, pero algo murió en ellas esa vez Alex había quedado esteril desde ese momento.

Samantha se emociono, buscando por todos los medios, dia con dia enamorar aun mas a su poeta como ella le llamaba, asi juntas, enamoradas como una pareja pudieron sobrellevar el dolor de haber perdido a su hija sin siquiera tenerla, y aun mas para Alexandra, aceptar que había dejado de ser mujer por un bastardo que jamás se volvió a ver.

Todas las cosas, los biberones, corral, coche, la cuna, esa ropita de colores compartidos entre niña y niño, la atesoraron con gran amor, viéndola en un futuro para algun bebé.

Esa noche en su segundo aniversario como casadas fuimos las cuatro a comer en el orfanato, un hermoso lugar, un poco alejado de la ciudad donde mi gemela y yo nos haciamos cargo de un grupo de niños a los cuales apadrinabamos para que a estos no les faltase nada. Ni un hogar, ni una familia, ni si quiera el amor.

Debia admitirlo, Alexandra era mejor persona desde que estaba con Samantha. Y bien lo demostraba.

- Salud por nosotras -Dijo Kelly- Salud por mi mejor amiga, por mi hermosa cantante, salud por ti gran amiga voladora, salud por todas.

-Yo quisiera hacer un brindis igual -Dijo Samantha-

-Adelante mi amor -le apoyo Alex, besando su mano, la cual no soltaba-

-Quiero brindar por el amor. Por este amor, porque el tiempo pasa y me doy cuenta que el mundo sin ti no da la vuelta. -Ella apretaba las manos de alexandra aun más fuerte- Si mis palabras dicen poco. Ven para demostrarte que no es todo. Porque a pesar de no tener nada que brindarte, tengo mi amor, y quiero pase lo que pase, ocurra lo que ocurra. Jamas olvides que yo te adoro, recibe esto mi poeta aunque sea poco para todo lo que tú mereces.

Samantha le entrego a Alex una cadena, que hasta la fecha Alexandra no ha dejado de usar. Para ella es como saber que Samantha y Camila jamas la dejaran, dentro o fuera de eso. Siempre seguiran con ella. La cadena de plata sostenia un pequeño dije la imagen de un libro, lo conociamos bien, era el primer libro de Alex. “El paracaidas.” su libro mas corto pero su libro mas vendido. Este se abria a la mitad y en su interior guardaba la fotografia de ambas el dia de su matrimonio, en la otra cara estaba un eco... Un eco de ultrasonido. Si, habia sido el mismo eco de muchos meses atras antes de perder a Camila.

Esa noche, todas lloramos nuevamente como una dulce familia

El tacto de Kelly fue el que esta vez me rescato de los recuerdo.

-        Estas bien? Te he visto muy pensativa-

-        Siempre que esteis a mi lado, estare bien -bese su mejilla para que estuviese tranquila-

-        Tu hermana no lo esta.

Alexandra ahora veia el cielo infinito, sus lagrimas eran crudas, dolorosas podia sentir como se retorcia en medio de su dolor.

-        Os Amare por siempre Samantha Joseph. Os amare por siempre Camila. -Grito con todas sus fuerzas. Como si luego de eso ya no pudiese decir nada.- Vuestro amor jamas fue poco para mi!

De nuevo me devolvi al pasado. Esa noche, esa cena.

-Como que debeis viajar? -Pregunte extrañada-

-Si cuñada, no se como decirle a mi poeta.

-Decirme que amor?

-Ven sientate. -Le pidio su esposa, Alexandra volvia del baño-

-Que ocurre cielo? -Alexandra la analizo, nada se le escapaba- Os veo triste.

-Mi poeta, te amo, te amo con infinita locura. Sin ti mi vida no seria vida.

-Samantha me estais asustando que ocurre?

-Debe viajar. –Complete, para animar a Samantha-

-Amor -Alex beso las manos de su esposa- Es vuestro trabajo. -pero vio sus ojos- Teneis miedo?

-Si.

-Miedo a que? -Su mirada siguio escudriñándola- Os estare esperando ansiosa para haceros el amor de la mejor manera. -Sam sonrio- No debeis temer. Yo os amo. Dios no permitirá que nada os pase.

-Eres mi complemento españolita. -y la beso- Eres tu quien calma mis miedos aun cuando no deba tenerlos. Te amo Alexandra Medina -tomo el rostro de mi hermana como siempre lo hacia para darle seguridad- Asi tanto como el cielo infinito, asi de grande y puro es el amor que profeso por ti.

Cuanta alegría sentía mi corazón al ver el amor de estas dos mujeres. Al dia siguiente Samantha se fue de viaje, y yo quise salir horas después pero me fue imposible. Su avión con destino a Montevideo exploto en el aire por motivos que a la fecha son desconocidos. Todos murieron. 180 pasajeros incluyéndola a ella.

NADIE puede decir que entiende el dolor de Alex, ni siquiera yo, o Kelly que fuimos quienes estuvimos con ella todo el tiempo. Ni si quiera nosotras podemos decir que se siente perder al amor de tu vida solo a un par de meses de haber perdido a una hija.

Alexandra lloraba desconsolada, pero era bueno, estaba en cada lágrima desahogándose, era el dia 11 ese mismo dia en el cual había conocido a Samantha, tenia derecho de llorar y desahogarse.

Los recuerdos de ese viernes son poco claros, tome mucho, demasiado. Las 7 botellas de tequila hicieron efecto porque cuando desperte no podia ni abrir los ojos. Me dolia mucho la cabeza. Pero el amor de mi hermana y mejor amiga nuevamente volvio hacer mas grande cuando me recibieron con una aspirina y una humeante taza de cafe negro lo que mi cuerpo necesitaba.

Mi corazon se sentia liberado. Mi alma estaba mas pura, algo se habia soltado. Por lo que me estuvieron contado habia llorado, eso explicaba la hinchazón en mi rostro, los motivos por los cuales lloraba explicaron el alivio de mi alma. En medio de esa borrachera habia dejado ir a mis dos grandes amores, mi difunta esposa e hija.

No hablaba jamás de ella, no piensen que lo hare ahora. Ellas son ese recuerdo bonito el cual solo es eso un recuerdo, borroso y casi olvidado, debo continuar, mi vida sigue aunque la de ellas haya terminado.

RcAdriiTorres -Facebook-

Se reserva el derecho de autor.

Debo confesar que... Estuve hablando con muchas de ustedes, y hubo una en particular a la cual quiero dejar este pequeño comunicado. Entre las definiciones de OSH "Orientacion Sexual Humana" esos llamados heterosexuales, gays, lesbianas, transexuales, intersexuales, transgeneros... Hay un termino que poco es tomado en cuenta, se le llama Pansexual. Esta es una opcion mas alla de los roles de genero. La pansexualidad es, simplemente, una orientación sexual que no se rige por los parametros de la sociedad, ejemplo, alguien pansexual puede salir (llevar una relacion) con una mujer sin ser etiquetada "Lesbiana" al igual que puede llevar una relacion con un hombre sin ser etiquetada "heterosexual"

A que me refiero con esta explicacion, que su escritora es Pansexual! No me identifico con ninguna "Etiqueta" es un gusto, un sentimiento ¡No Un Sexo! Por favor, si ofendi a alguien, no estoy para hacerlo. Espero esten bien! Cuidense, y sin importar su orientacion sexual, sepan que esta escritora de una ciudad agetreada, les quiere y apoya! Bendiciones!

RECUERDEN! La vida consiste en sonreir, ser feliz y hacer a alguien feliz!


Comunidad de Autores y Lectores de TodoRelatos
Chatea online con webcams!

comunidad.todorelatos.com

© Rc Adrii Torres

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (3)
\"Ver  Perfil y más Relatos de Rc Adrii Torres
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
LWNET 1999-2017 | TodoRelatos.com v3.80
Info Legal / Privacidad / Cookies · Ayuda · Stats · Enlaces · Contacto · Webmasters (Sponsors Favoritos)