Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 5.832 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Comunidad de Cams ] [ Twitter TodoRelatos ]  1.454.655 Miembros | 19.556 Autores | 99.824 Relatos 
Fecha: 10-Jul-17 « Anterior | Siguiente » en Grandes Relatos

El verdadero sexo

salisburi
Accesos: 3.886
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 11 min. ]
 -   + 
La vida te cambia cuando encuentras un macho así y te enseña lo que es el sexo Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.

El VERDADERO SEXO

Me llamo Montse  tengo 38 años  y os quiero contar como sin darme cuenta descubrí lo que es el verdadero sexo.

Estoy casada con Juan y tengo una hija de 18 años, mi vida transcurría con normalidad hasta que hace poco pasó algo que una, nunca se creería que le pudiera pasar. Tengo una amiga de la infancia con la que me unen muchas cosas además de una gran complicidad  y a la que por cuestiones de trabajo no puedo ver mucho pero si mantenemos contacto casi a diario, Emi que así se llama trabaja en una ciudad costera muy bonita, algo lejos de la mía, y  la verdad es que nos echamos mucho de menos , una de las veces que nos vino a visitar me dijo  que porque no venía unos días con ella a su casa ya que yo ahora no trabajaba y así podíamos hablar y estar juntas después de que saliera del trabajo ya que ella vivía sola en un piso muy grande.

Yo no lo había pensado, pero mi marido me dijo que  porque no, que él tenía mucho trabajo también y que como estaba sola casi todo el día ya que mi hija estaba estudiando fuera podría aprovechar para ir a la playa mientras Emi trabajaba y luego pasar el resto del día juntas unos días. Me hizo mucha ilusión y al día siguiente prepare algo de ropa y me fui con Emi en su coche y a su casa despidiéndome de mi marido hasta la próxima semana.

Su piso era precioso y muy cerca de la playa me acomode como en mi propia casa y salimos ese mismo día ya a tomar algo por allí cerca. Me puse guapa y cómoda,  un vestido corto y muy fresquito con unas sandalias de tacón, me sentía distinta, a gusto, yo misma, sin más. Emi se dio cuenta y me decía que vaya guapa que me había puesto, incluso me maquille un poco  pintando mis labios  de un rojo intenso. Me  reía  diciéndole a Emi que estaba guapa porque lo era y nos fuimos de casa riendo  a carcajadas.

Íbamos por el pasillo a coger el ascensor riendo cuando nos tropezamos con un hombre, madre mía que hombre, era algo mayor que nosotras pero me impresionó su atractivo, saludó a Emi con una preciosa sonrisa parándose por un momento en el cual Emi nos presentó, se llamaba Ricardo y era su vecino de enfrente…madre mía que vecino tienes le dije en voz baja mientras nos alejábamos no sin resistir la tentación de volverme para mirar su cuerpo dándome cuenta que él también se había dado la vuelta poniéndome algo colorada por la situación.

Emi trabajaba por las tardes así que las mañanas las pasábamos juntas, unos días en la playa otros de compras o paseando y otros simplemente hablando en casa tranquilamente. Luego por las tarde yo me iba a la playa a tomar el sol que me gusta mucho y me quito la parte de arriba del bikini para que mis tetas cojan también color, tengo que decir que soy una mujer con un cuerpo que gusta a los hombres algo rellenita con buen culo y buenas tetas y en la playa lo noto mucho…ya que las miradas lo dicen todo y si soy sincera me gusta que me miren con deseo. El segundo día de estar en la playa veo que se me acerca un hombre que de pronto no conocí por el sol que me cegaba, pero enseguida me di cuenta que  era el vecino de Emi…madre mía que vergüenza pasé, yo con mis tetazas al aire y el que me viene a saludar, intente taparme un poco con la blusa disculpándose el por la molestia, marchándose enseguida para no incomodarme más, fue un saludo amable dulce y respetuoso algo que me encanto y no disimule para mirar su precioso culo también…estaba para comérselo madre mía.

Un poco más tarde ya en casa me dispongo a ducharme y arreglarme para dar un paseo  y hacer tiempo mientras llega Emi a eso de las 10 de la noche, como estoy sola ando por la casa  prácticamente  desnuda si acaso solo con la braga sin darme cuenta que enfrente vive Ricardo el vecino ..aunque si soy sincera…lo hago a propósito , me da igual que me vea, me estaba calentando Ricardo sí, desde que me lo tropecé en el pasillo mi coño no dejaba de palpitar pensaba mucho en él a lo largo del día, a mis 38  años me dio por pensar que solo conocía la polla de mi marido y porque no podía experimentar otra? Esas tardes sola me hicieron decidirme, tengo que joder con Ricardo sentir su rabo en mi coño llenándome de leche.

Me vestí con ropa sexi y espere a sentir su puerta para coincidir con él en el ascensor, llevaba un vestido marrón   corto y ceñido marcando bien mis tetas y mi culo con unos tacones que me hacían sentir algo putón pero estaba dispuesta a no perder el tiempo.

Me saludo como siempre muy amable  a la vez que me decía lo guapa que estaba y lo bien que me sentaba el vestido mirando mis tetas y mi entrepierna ya sin mucho disimulo, le di las gracias y le dije que me iba a dar un paseo a tomar algo, me pregunto si estaba sola y le dije que si con lo que no perdió la oportunidad para invitarme a tomar algo en un bar al que solía ir, me hice un poco la interesante pero acepte enseguida y al poco estábamos en un bar musical bastante oscuro tomando unas copas y riéndonos mucho , me conto que estaba divorciado, es doce años mayor que yo y cuanto más tiempo pasaba más a gusto  estaba a su lado ,estábamos en un rincón sentados y bastante oscuro no me di ni cuenta entre las risas y los movimientos al reírnos que mi vestido estaba muy subido tanto que se me veía la braga , se me quedo mirado por un momento fijamente y le pregunte si le gustaba lo que veía , levanto la mirada y sin decir nada me beso , mi lengua se enredó con la suya mientras sentía su mano entre mis piernas ,las cuales abrí ligeramente para que acariciara mi coño , seguimos un buen rato morreando, él ya había apartado mi braga y acariciado mi coño dándose cuenta de lo mojada que estaba y lo mucho que necesitaba su rabo así que levantándose y cogiéndome de la mano me llevo por un pasillo del bar hasta una puerta que el mismo abrió y me arrastro dentro cerrando luego la puerta, era una especie de almacén  con muchas cajas y mesas , me apoyó en unas cajas y me subió el vestido hasta la cintura bajando luego los tirantes dejando mis tetas al aire yo estaba como loca por joder con él , quería ver su rabo antes de que desapareciera dentro de mi coño , lo aparte un poco hacia atrás y le dije que quería verlo…madre mía ¡¡¡ que pollón tenía , no solo era  más grande que el de mi marido también más gordo , precioso, lo quería ,lo quería dentro ya ,me senté entre las cajas y me abrí de piernas nos abrazamos mientras nos comíamos  y fui yo misma la que aparté mi braga y cogiendo aquella preciosidad me la coloque en  el coño para que de un golpe y de un solo envite me lo metiera hasta los huevos dando un grito de placer que seguro oyeron en el bar pero no me importaba en absoluto , follamos como locos gimiendo y gritando de gusto , me corrí como nunca me había corrido sintiendo aquel pepino llenando de leche todo mi coño mientras me comía las tetas apretando mi culo contra él. Fue el polvo de mi vida, Ricardo se salió de mí y cogiéndose aquella maravilla de rabo tiro de mí para que le lo chupara y dejara bien limpio de leche, nunca le había hecho algo así a mi marido pero Ricardo sabía muy bien y se lo merecía por aquel polvazo .

Me arregle el vestido y salimos del local pero yo tenía muchas ganas de rabo así que nos fuimos a casa y estuvimos encamados y jodiendo otras dos horas…madre mía que manera de joder, me dio por todos lados y hasta se corrió en mi boca tragándome y saboreando su leche, algo que tampoco había hecho nunca a mi marido, quiso metérmela en el culo pero me daba miedo y le dije que otro día, la tiene muy gorda pero seguro que me la voy a tragar, sabe cómo conseguirlo, seguro.

Me hubiera gustado quedarme en su casa y dormir con él pero tenía que  irme con Emi, no se lo voy a contar, no se puede enterar nadie aunque pienso seguir jodiendo con Ricardo, esto si es el verdadero sexo.

Ya en la cama no era capaz a dormir pensando en el próximo día y en lo que me había dicho de darme por el culo, me daba algo de miedo pero lo estaba deseando, madre mía ¡¡¡ que macho que bien sabe joder todavía me salía leche del coño y me gustaba tocarme y lamerlo pensando en su rabo, estoy deseando tenerlo otra vez dentro y pensando que no me importaría que me preñase.

Al día siguiente me desperté muy agitada, me hubiera gustado despertarme con él y desayunar un poco de su rica leche, me fui a la ducha y luego desayunamos las dos juntas hablando de lo que haríamos por la mañana, yo no dejaba de pensar en Ricardo, estaba encoñada con él y deseaba que llegara la tarde para que me montara , le vi por la ventana y sin que Emi se diera cuenta le salude  sacándole la lengua y provocándole pícaramente , estaba con el torso desnudo madre mia ¡¡ que macho, ya tenía el coño empapado , deseaba tener su rabo dentro aunque no dejaba de pensar que sentiría cuando me lo metiera en el culo , me moría de ganas .

La mañana la pasamos de tiendas y tomando algo por los bares de la ciudad, en un momento le dije a Emi que entraría en la farmacia a por algún analgésico para el dolor de cabeza, pero a por lo que entre fue a por un lubricante para mi hambriento culo porque si el día anterior me palpitaba el coño ahora era mi culo el que quería guerra. Me dio por pensar que nunca me había sentido tan caliente y tan puta y Ricardo tenía la culpa, lo deseaba me tenía encelada nunca pensé que el sexo me iba a dominar de esa manera estaba dispuesta a todo por su rabo y por su leche.

De camino  a casa y con el tiempo justo para que Emi se fuera a trabajar nos encontramos cerca del edificio con Ricardo, nos invitó a tomar algo en un bar allí mismo debajo de casa y aceptamos aunque Emi tenía algo de prisa con lo que se  adelantó diciéndome que lo tomara tranquila que ella se iba subiendo dejándome sola con Ricardo.

Me  puse algo nerviosa pero creo que de lo feliz que estaba a su lado, se arrimó algo más a mí y con disimulo me metió mano por debajo de la mesa diciéndome que me pusiera muy guapa  que hoy sería una tarde muy especial me fui a comer con Emi y él detrás de mí  ya en el ascensor nos morreamos y nos metimos mano sacando mis tetas lamiéndolas mordiéndolas y notando aquel bulto enorme entre sus piernas, salí del ascensor ardiendo y arreglando mis tetas.  

Apenas comí nada del calentón que tenía, estaba deseando que se fuera Emi y nada más hacerlo me fui a mi habitación y me desnude, me puse un vestido rojo muy sexi con un tanga también rojo y unos zapatos de tacón muy alto de fantasía, mis tetas querían ir libres así que no puse sujetador, son muy grades y siempre lo uso pero no me iba a durar mucho puesto así que para qué…me puse maquillaje y pinte mis labios con un color fuerte, tenía que ir con cuidado por el pasillo sin que me viera alguien porque tenía la pinta de un verdadero putón, pero me encantaba parecerlo…y serlo .

Cuando llegue a su puerta ya me estaba esperando no me hizo falta picar, me hizo pasar y me dio una palmada en el culo diciéndome lo buena que estaba y lo mucho que me iba a joder por todos los lados, le dije que no aguantaba más que llevaba desde ayer con ganas de que me la metiera por el culo, le note en la mirada que era precisamente en lo que estaba pensando y me llevó a la habitación nos besamos nos comimos me acariciaba el culo el coño las tetas …madre mía ¡¡ sin darme cuenta mi vestido apareció en el suelo mientras me daba la vuelta y me ponía sobre la cama a cuatro patas apartando la tira del tanga para lamer todo mi culo, estaba  claro que había llegado el momento, iba a ser enculada por Ricardo y aunque un poco nerviosa deseaba sentir su rabo y su leche. Saque el lubricante que había comprado y le pedí que me lo pusiera en el culo y en su rabo, lo hizo mientras me decía lo puta que era y lo mucho que me gustaba su rabo, me encantó oír aquello, era verdad. No paraba de lamerme y acariciarme por todos los lados y yo ya no podía más, le pedí que me la metiera casi con desesperación lo hacía con toda la intención me quería muy caliente para lo que iba a venir…y vaya si lo estaba ,noté como se colocaba detrás de mí cogiendo su enorme y duro rabo colocándolo en la entrada de mi culo yo estaba como loca apretó un poco y sentí como entraba la punta dando un grito pero no de dolor, de un placer muy grande , le dije que estaba bien que siguiera y así lo hizo , seguía empujando con suavidad mientras yo removía un poco las caderas para favorecer la entrada de aquel pepino,  me molestaba algo es verdad pero lo deseaba, sabía que me gustaría y así fue, cuando sentí sus huevos pegar en mis carnes y me di cuenta que  su rabo estaba todo dentro de mi culo me puse a gritar y a llorar de placer y alegría al tiempo que le llamaba cabrón y le decía lo mucho que me gustaba; él empezó a bombearme llamándome puta  y diciéndome también lo mucho que gozaba jodiendo mi culo mientras me acariciaba  la espalda y las tetas, cuando acarició mi clítoris y sentí su aliento en mi boca ya no pude más y me corrí gritando como una loca pidiéndole que me llenara el culo de leche, al momento sentí como clavaba sus dedos en las carnes de mi culo y apretándome contra él descargo toda una catarata de leche gritando también de gusto y alabando mi culazo ,nunca olvidare esa primera sensación de sentir la leche caliente y espesa de un hombre en el culo, es algo maravilloso  nos quedamos rotos él encima de mí con todo el rabo clavado en mi culo, que polvazo madre mía ¡¡¡ .Después de un rato su rabo salió por si solo arrastrando con él tanta  leche que la sentía  correr por mi coño y por mis piernas toda una  gozada , me dolía algo el culo pero se me paso enseguida , me di la vuelta y viendo a Ricardo boca arriba con aquella cara de felicidad le bese y le dije que me había gustado mucho que mi culo estaría siempre dispuesto para cuando quisiera y luego baje mi boca y se lo mame hasta dejarlo limpio y reluciente , tanto que se puso otra vez tieso y claro había que aprovecharlo así que me puse en posición y subiéndome encima de Ricardo me fui dejando caer poco a poco hasta sentirlo todo dentro de mi coño , no teníamos prisa me tumbe sobre su pecho con el coño lleno de rabo y le besaba por el cuello la cara la boca removiendo mis grandes tetas  sobre su torso, me encantaba, sentirme tan llena de rabo, tan llena de macho y pensé otra vez en dejarme preñar por Ricardo, lo quería todo de aquel macho.

 

 No hace falta decir como seguimos la tarde, se recuperó y me jodió  en todas las posturas llenando mi coño de leche dos veces más, nunca imagine un semental así.

El resto de la semana fue aún mejor ya que incluso Emi se tuvo que ir a pasar una noche con una tía  enferma y me dejo dos días sola con lo que pude hacer lo que tanto deseaba, dormir toda la noche con Ricardo bueno lo que se dice dormir…poco .

Como os decía al principio, mi vida cambio en todo, ahora sí sabía lo que era el verdadero sexo, me gustaba tanto joder por el culo como por el coño por no hablar de saborear una buena lechada de macho sin desperdiciar ni una sola gota.

Me tuve que volver con mi familia y despedirme de Ricardo pero por poco tiempo…a mi amiga la tenía que ir a ver a menudo con lo que se lo  tuve que contar…y se reía  como una tonta diciéndome que ya lo sabía  y así gracias a ella y su complicidad  puedo estar con Ricardo con más tranquilidad.

No se me quitaba de la cabeza la idea de que Ricardo me dejase  preñada, lo quería todo de aquel macho y un día se lo dije, se quedó pensativo por un momento para decirme luego que sería maravilloso dejarme preñada así que esa semana que estuve con él dejé la píldora y  con su rica leche me preñó…bien preñada.


Comunidad de Autores y Lectores de TodoRelatos
Chatea online con webcams!

comunidad.todorelatos.com

© salisburi

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (0)
\"Ver  Perfil y más Relatos de salisburi
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.
LWNET 1999-2017 | TodoRelatos.com v3.80
Info Legal / Privacidad / Cookies · Ayuda · Stats · Enlaces · Contacto · Webmasters (Sponsors Favoritos)