Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 8.532 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Comunidad de Cams ] [ Twitter TodoRelatos ]  1.454.714 Miembros | 19.563 Autores | 99.889 Relatos 
Fecha: 09-Ago-17 « Anterior | Siguiente » en Dominación

Ayuda a domicilio V

soplete36
Accesos: 5.999
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 5 min. ]
 -   + 
LA LLEGADA DE LOS RESULTADOS. LA DOCTORA PIDE GUERRA. Salí del dormitorio dejando a Pe sobre la cama totalmente agotada, debía de recuperarse de tanto ”” placer “” Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.

AYUDA A DOMICILIO V

LA LLEGADA DE LOS RESULTADOS.  LA DOCTORA PIDE GUERRA.

Salí del dormitorio dejando a Pe sobre la cama totalmente agotada, debía de recuperarse de tanto  ”” placer “”. No estaba acostumbrada a encontrarse en esa situación y era un  debería de cambiar en un futuro no muy lejano.

Entre a mi baño y me duche tranquilamente, sin prisas, no tenía planes a corto plazo. Después de secarme me vestí con unos bóxer y una camiseta, me dirigí a la cocina y prepare un bocadillo, cogí una cerveza de la nevera y acabe en el sofá del salón ante el televisor.

Sintonice el canal que tenía conectado al sistema de grabación de mi casa y me dispuse a ver la grabación de mi encuentro con Pe, quería ver como se comportaba y si realmente había disfrutado o estaba fingiendo. A la mitad de la grabación sonó el portero de casa, me levante a cogerlo para saber quien me llamaba. Era la doctora que venía traer los resultados de las analíticas. Le abrí la puerta de mi casa y volví al salón. Cuando entro me dejo sorprendido con su atuendo, vestía unos leggins blancos ajustados a su cuerpo, su camiseta blanca también parecía que se iba a romper por la tensión a la que estaba sometida. Su vestuario se completaba con unos zapatos negros con tacón de alfiler de no menos de 12 cm, los cuales ayudaban a resaltar aun más su magnífico trasero con forma de corazón. A causa de lo ceñido de sus prendas se observaba que o no llevaba ropa interior o la misma era microscópica.

Me dio el sobre con los resultados mientras me los comentaba, Pe estaba bien de salud y los resultados en cuanto a enfermedades de transmisión sexual habían dado negativo. Por último me pidió verla para poder valorar la evolución de las heridas de su vagina. Le invite a pasar al dormitorio que ocupaba la niña advirtiéndole previamente lo que se iba a encontrar, me miro extrañada preguntándome que había sucedido. Le relate los sucesos pero como esperaba que no me creyese la invite a sentarse conmigo en el salón y le puse la grabación desde su inicio.

Después de llevar ya un rato viéndola me miraba sin ser capaz de creer lo que veía en la pantalla, me dijo que la niña era una autentica loba y que debía de tener cuidado si no quería acabar mal. Le respondí que por eso se hallaba en fase de entrenamiento o doma y que iba a necesitar su ayuda, quería que fuese su institutriz y se encargara de su educación en todos los aspectos, tanto a nivel cultural como sexual. Quería a una señora en público y a una puta en casa, una copia de ella, mi querida doctora.

Mi  idea era proponerle un negocio en el cual seriamos socios si salía bien esta experiencia, eso lo haría más adelante  de momento no era necesario darle a conocer mis planes, podría ser contraproducente, la ignorancia en ciertas ocasiones es lo más beneficioso.

Tras hacerle esta propuesta se quedo pensando, la respuesta que me dio me dejo algo extrañado: de acuerdo pero tendrás que compensarme de  alguna forma, mis servicios no son nada baratos.

Mi respuesta fue de lo más contundente e inesperada por ella. La cogí por el pelo y la tire al suelo dejándola de rodillas ante mí, me saque la polla y se la metí en la boca. Ahí tienes el primer plazo de tu salario y vete preparándote para el resto, hoy vas a suplicar piedad y no te la pienso dar por chula y prepotente. Quien te crees que eres, si no llega ser que te rescate cuando eras una puta callejera y  te eduque ahora estarías viviendo entre la basura follando con cualquiera por un mendrugo de pan duro o serias una drogadicta sin aspirar a otra cosa que no fuera un chute o un lugar donde dormir.

Cuanto mejor es uno más quieren aprovecharse. Hoy vas a pagar tu genio y chulería. Para que lo sepas llevo sin follar desde que empecé con la educación de Pe. Espero  que estés descansada y con ganas, aunque viendo tu ropa diría que lo deseas.

Claudia se dedico con entusiasmo a chupar mi polla durante cinco minutos y después se levanto para comenzar a desnudarse. Lo primero de lo que se despojo fue la camiseta dejando al descubierto sus tetas únicamente tapadas por dos minúsculos triángulos de tela que apenas lograban cubrir sus pezones dejando  sus areolas a la vista, continuo con su pantalón el cual mostro el triangulo de tela a juego con los que tapaban sus pezones el cual únicamente tapaba su inflamado clítoris dejando el resto de su sexo expuesto a la luz pudiéndose apreciar el brillo de los jugos que lo humedecían. Era una visión excitante y provocativa.

Terminado su estriptis se volvió a agachar y continuo con su trabajo, llevo una de sus manos a la espalda y la otra a su sexo el cual empezó a masajear duramente buscando su placer.  Sus labios aprisionaban mi glande y su lengua se deslizaba recorriendo mi polla, de vez en cuando succionaba mis huevos de uno en uno al interior de su boca y usaba la punta de su lengua para golpearlos. Si seguía me correría enseguida. Se saco la polla de La boca para preguntarme cuanto llevaba sin correrme que tenia los huevos pesados como nunca antes los había sentido, mi respuesta fue de lo más contundente: si quieres saberlo aplícate al trabajo y podrás saberlo cuando me corra en tu sucia boca de mamona, veremos si eres capaz de tragarlo todo o la reputación de la que presumes son todo habladurías.

La contestación fue para ella un agravio tras lo cual se dedico aun con más insistencia en su trabajo de chupar mi inflamada polla y recibir cuanto antes su premio.

Después de correrme abundantemente en su boca de manera que no fue capaz de tragarse todo ya que le corrían por las comisuras de sus labios algo de semen como continuación de su pago procedí a tenderla encima de una mesa e inicie el trabajo en su sexo. Lo comencé recorriendo sus labios con la lengua y succionándolos, estirándolos lo máximo que podía sin causarle un dolor excesivo, también se los mordía hasta dejarle la marca de mis dientes grabada.  Con mi mano derecha me dedicaba a apretar y retorcer sus pezones provocando que gritase pidiendo más, le estaba gustando ser tratada duramente sin hacer caso a sus quejidos que quedaban contrarrestados por sus gemidos y los suspiros que emitía. Lo estaba disfrutando y su cuerpo no lo negaba.

Me entretuve un buen rato llevándola al borde del orgasmo y negándoselo retorciendo sus pezones. Cuando me canse del juego la deje tener su ansiado orgasmo tras el cual quedo rendida. La cogí en brazos y la deposite en la cama en la cual descansaba Pe y le dije que fuera conociendo a su alumna, estaban las dos en la misma situación rendidas y sin ser folladas.


Comunidad de Autores y Lectores de TodoRelatos
Chatea online con webcams!

comunidad.todorelatos.com

© soplete36

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (0)
\"Ver  Perfil y más Relatos de soplete36
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.
LWNET 1999-2017 | TodoRelatos.com v3.80
Info Legal / Privacidad / Cookies · Ayuda · Stats · Enlaces · Contacto · Webmasters (Sponsors Favoritos)