Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 8.140 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Comunidad de Cams ] [ Twitter TodoRelatos ]  1.455.641 Miembros | 19.674 Autores | 100.780 Relatos 
Fecha: 20-Jul-17 « Anterior | Siguiente » en No Consentido

Laurita Ragdoll (La estudiante de derecho)

flaquitaSexy
Accesos: 27.942
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 14 min. ]
 -   + 
Continúan las desventuras de Laurita Ragdoll (Salgo un momento de Filial para entrar en No consentido) Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.

La estudiante de derecho

Como les conté en el relato anterior, acababa de terminar la preparatoria; estaba ansiosa y preocupada por saber si entraria a la licenciatura o no.

Llegó el dia de publicación de las listas, me levanté temprano y fui a ver que habia sucedido.Fue doloroso ver que no habia sido aceptada.Sinceramente era de esperarse , no tenía buen promedio y el examen me resultó muy complicado.

No había tiempo para sentarse a llorar, era tiempo de buscar un trabajo o una escuela privada ; una económica, para no quedarme truncada en mis estudios. Sin embargo , yo no contaba con los recursos económicos para costearlo.

Mis padres con trabajo me dan de comer a mi y a mis 4 hermanos (yo de 18, mi hermano de 17, la fastidiosa Karla de 14  y los dos peques de 4 y 3).Es mi abuelo el que nos echa la mano para poder sobrevivir (y te lo recuerda cada dia).

Pasé más de 2 semanas buscando trabajo sin encontrarlo, estaba desesperada; le comenté eso a mi novio y el un poco enojado me dijo:

NOVIO: ¡No encuentras trabajo porque no quieres¡ Una chava con tu cuerpo y tu cara donde quiera encuentra trabajo; lo que pasa es que solo quieres trabajar de modelo y no ves más opciones.Puedes tener un trabajo fijo de medio tiempo y modelar cuando haya castings ocacionalmente.

YO: ¡No es tan fácil!, ya he buscado y solo dicen que me hablaran y nada.

NOVIO: Te aseguro que yo te encuentro trabajo en menos de 4 horas.

YO: hahahahah a ver, quiero ver como le haces.

Estabamos en el carro e ibamos escuchando una estación de música. Y no pasaron más de 5 minutos cuando trasmitieron un anuncio donde solicitaban una hostess para un restaurante elegante de la ciudad.

Mi novio volteó a verme como diciendo “Te lo dije” y me llevó al lugar.Llegamos en 10 minutos.

Era un restaurante un poco escondido ,pero en una zona bonita de la ciudad, cerca de un museo y un teatro.Recuerdo bien que era un sábado en al tarde y estaba muy vacía la calle.

NOVIO: Anda , ve a pedir información.

YO: Pero no traigo mi currículo, ni vengo lista.

NOVIO: No importa, serás la primera en llegar y hasta te puedes quedar a trabajar de una ves.

Como siempre le hice caso. Me bajé del carro a unos 300 metros (él se quedó ahí esperandome como siempre)y me dirigí al restaurante.Estaba cerrado, y estube tocando un buen rato.Por fin salio un tipo como de 50 años, con cara de pocos amigos.Era el encargado o algo asi.

ENCARGADO: ¿Qué se le ofrece?

YO: Vengo por lo del empleo

ENCARGADO: ¿Cuál empleo? No estamos contratando.

YO: Acabo de escuchar en la radio que solicitan una Hostess.

ENCARGADO: Ah si, todo el tiempo ponen ese anuncio, pero vienen y jamás se quedan.

YO: Pues a mi si me interesa el trabajo

ENCARGADO: Pues ven el lunes, ahora no está abierto

YO: No sabe cuanto están pagando

ENCARGADO: Todavia no te contrato y ya estás queriendo dinero

YO: Perdon, pero me interesa mucho el empleo.

ENCARGADO  ¡Ah si!, ¿Por qué?

YO: Acabo de entrar  a la escuela y necesito dinero

ENCARGADO: ¿Qué estudias?

YO: Derecho

ENCARGADO: hahahah , tu quieres ser abogada. No se ve que sea lo tuyo.

YO: Pues yo sé que puedo, espero ser abogada y llegar a trabajar en el juzgado.

Encargado: Bueno pásale , vamos a ver si te queda el uniforme.

YO: ¿No que no sabias del empleo?

ENCARGADO: ¿Te interesa o no? Chingado.

YO: Si

ENCARGADO : Pásate, nomás rápido por que tengo prisa.

Nos pasamos al restaurante, era pequeño pero muy lujoso por dentro. Estaba vacío.Me dio un conjunto de mesera que la verdad no me quedaba .

YO: ¡Esto no me queda, es para una gorda!

ENCARGADO: Mira, aquí vienen a comer puros abogados , políticos y gente importante. Necesitamos que te vengas muy bien vestida todos los dias.Falda negra corta, blusa blanca y zapatos de tacón.

YO: Muy bien, yo me vengo asi, no hay problema .

ENCARGADO: Pero necesito ver tu cuerpo

Yo iba vestida con jeans , tenis y un sueter.

YO: Pues ya lo estás viendo

ENCARGADO: Sin ropa, chistosita.

YO: hahahah, tu di

ENCARGADO: Bueno, me tengo que ir, ven el lunes a las 12 a.m.Bien arregladita.

YO: Ok

ENCARGADO: Ahora vete, se me hace tarde por tu culpa, adiós adiós.

Regresé enojada al carro con mi novio. Le comenté lo mal que me habia tratado el tipo y que tenía que ir el lunes. Sinceramente no tenía ganas de regresar, pero me interesó lo que dijo sorbre los clientes de ese lugar.

El lunes llegó y fui a la escuela (hasta ese momento todo lo que había gastado en la escuela era dinero que mi novio me habia “prestado”. Sabía que no tendría dinero para pagarle, pero si sería su juguete mientrar estuviera en deuda de esa a forma.

Saliendo de clases fui al restaurante, había solo 2 cocineros, 1 mesero, el encargado y 3 señores muy elegantes comiendo. El encargado me regañó porque llevé unos zapatos de tacón muy chiquito, dijo que estaba contratada y que como el dia era tranquilo podía estar en la oficina haciendo la tarea en la computadora si quería.

Me la pasé ahí en la oficina leyendo y me hablaron para que fuera a comer

ENCARGADO: Te vamos a dar la comida aquí, pero debes comer siempre adentro de la cocina y lavar tus trastes que ensucies.

Fue ahí donde comencé a platicar con los cocineros y el mesero.Eran unos tipos muy amables, pero se veia que querian desnudarme con la mirada.

Al dia siguiente , llegué temprano y me dijeron que me preparara porque iban a ir unos abogados y un diputado a comer.Los recibí y acompañé a su mesa.A los pocos minutos me dijo el encargado que querían hablar conmigo; asi que fui y estube ahí parada mientras me preguntaban donde estudiaba, porque queria ser abogada y cosas así.

De esa forma fueron pasando los días, no hacía nada, solo iban los mismos tipos una y otra vez. Me la pasaba platicando con los cocineros.Los malditos comenzaron a  agarrar confianza y me albureaban.

Todo iba bien, me pagaban por no hacer nada y los señores de siempre me dejaban muy buena propinas  solo por ir a su mesa a saludarlos.Comencé a comprarme ropa bonita y aunque el encargado siempre me hablaba feo , no me importaba. Sin embargo las cosas comenzarona  cambiar.

Cuando estaba en la cocina comiendo, un cocinero me repegaba el camarón, yo trataba de no hacer pleito porque quería seguir ganando más dinero. Sin embargo se comenzaron a  pasar, y ya era de todos los dias que me acosaban: Al saludarme me besaban en la comisura de los labios, me agaraban la mano y la acercaban a su verga; me decian albures cada vez mas vulgares; hasta que llegó el dia que me hicieron emputar y a uno de ellos le di un golpe en la nariz. Me reportó con el encargado y este me dijo que no fuera llevada con ellos, que no tenía que haber reaccionado asi.

El dia siguiente sirvieron un platillo con arroz frito y cuando estaba yo comiendo vi que tenia un pelo, y era un pelo de esos que solo salen en la verga, huevos o culo. Me tuve que aguantar el coraje.El cocinero se estaba riendo cuando me vio emputada.

Dias después sirvieron un platillo con pollo y una crema de almendras. Estaba muy rico, pero vi que se estaban riendo los malditos cocineros y me imaginé que también le habian puesto algo.Observé con detenimiento y creo que se la habían jalado en el plato.La verdad no estaba segura, seguí comiendomelo y lo comprové. Sabía a mecos. (Lo supe, porque cuando como mecos, son muy agarrosos y se me atoran en la garganta si no hago mucha saliva primero).

Me largué del restaurante con planes de no regresar, pero mi novio me dijo que eran ideas mías, que mejor ya no comiera ahí y que aguantara un poco más.

Al dia siguiente llegaron los políticos y el encargado me dijo que querian que los acompañara en su mesa. Durante mucho rato solo estuve ahí , ellos conversaban y yo solo los veía y escuchaba.Me ofrecian vino y yo tomaba solo una copa. Así pasaron muchos días. Yo no podía comprender como es que estaba ganando 4 mil pesos a la semana por sentarme junto a unos señores a verlos comer y discutir.

Sabía en el fondo que había algo malo en todo esto, pero mientras pudiera seguir ganando buen dinero iba a seguir. En uno de esos dias fui a la cocina y vi lo que sospechaba: los cocineros estaban masturbandose sobre la comida que iban a servir.Inmediatamente fui a  contarle al encargado y él casi los saca a golpes del lugar. Todo mundo se dio cuenta y desde ese dia el encargado me trató un poco mejor.

Se puede decir que había hecho amistad con los señores que iban a comer. Unos eran de unos 40 años y no estaban tan mal, otros ya de mas de 50 y robustos.En una ocasión el más viejo de todos me jaló de la cintura y me sentó en sus piernas. Me estuvo diciendo que era muy guapa, que cuando terminara de estudiar me contrataría en su buffete.

Ahora era yo quien les atendía a los clientes, les ofrecía y servía el vino de la cava. Parcía como si fuera mi casa y ellos mis invitados.

El licenciado “Valencia” ya había hecho la costumbre de sentarme en sus piernas. Sinceramente tenía cara de buen hombre. Siempre dándome consejos y tratándome como si fuera su hija. Se comportaba como un caballero y me daba buenas propinas y prometía “Te contrataré cuando te gradúes”, siempre decía.

En una ocasión estaban 6 licenciados comiendo y tomando, ya tenían mucho rato, y en eso uno dijo:

ABOGADO VARELA: ¿Valencia, hoy no le vas a decir a tu novia que se siente contigo?

VALENCIA: Yo sabré a qué hora.

Pasaron unos minutos y mientras le servía vino me jaló de la cintura como siempre y me sentó en sus piernas. Yo sentí de inmediato una enorme erección bajo mi culo.Estuve ahí un buen rato. Todos estaban ya un poco borrachos y hablando vulgaridades.

En eso, el Licenciado Valencia sacó de su cartera un billete de 1000 pesos y me lo dio como propina.

VARELA: ¿Le vas a dar 1000 solo por sentarse en sus piernas? ¡No amigo, que se lo gane!

En eso mismo instante el Licenciado Valencia se puso de pie  (era enorme, no menos de 190) y me tomó de la cintura y me levantó hasta que quedé parada sobre la mesa.

Yo no sabía qué hacer, todos comenzaron a sonreír perversamente.

VALENCIA: Flaquita, vas a ser una gran abogada.

Y dicho esto comenzó a bajarme mi falda. Quedé con blusa, tacones y tanguita  a la vista de todos. También vi como todos se sacaron sus vergas y comenzaron a masturbarse.

VALENCIA: Hija, no hay día que no se llegue, y hoy es tu día. ¡Quítate la tanguita putita!

Yo no podía creer que ese hombre tan respetuoso hablara si conmigo. Tuve mucho miedo. Si no lo hacía por la buena, seguro lo harían por la mala; Así que me bajé mi tanguita y la dejé en la mesa. Valencia la tomó con una mano, la metió en su copa de vino y después la chupó como si fuera un espagueti.

Separó su silla de la mesa y dejó al aire su vieja, enorme y babeante verga. Otro de los licenciados me cargó como bebé y me llevó a sentarme sobre Valencia.

Ahí estaba yo, con tacones, con blusa, pero sin calzones abierta de piernas a punto de sentarme en una verga de dinosaurio.

Todos veían mientras su jalaban frenéticamente sus vergotas.

Valencia metió sus dedos en mi boca para que los chupara, y después me untó saliva en mi culito !Si! Directamente se fue a mi agujerito, y entonces, poco a poco, fue bajando mi culo hasta sentir la punta de su verga .Sentí como en cámara lenta iba entrando cada milímetro de esa tranca. Me pareció que jamás acabaría de entrar. Cada centímetro más ancha y gorda. Yo solo sentía como era empalada poco a poco. Solo las que hemos probado esto saben de lo que hablo. Sentir un tronco que te va raspando por dentro, como duele y como excita. Por Dios. ¿Qué hago aquí?

Yo solo veía las figuras de yeso en el techo del restaurante, mientras el licenciado me embestía con su monstruosa vergota. Creí que me iba a atravesar, sentía la cabeza de su pito golpear la boca de mi estómago. Sentí que me cagaba sobre su palo.

Mientras penetraba mi culo yo comencé a aventar chorros de venida sobre la mesa. De pronto el señor comenzó a jadear, sabía que se vendría y preparé mi boca para recibir su atolito, pero entonces él tomó su larga copa de vino y echó sus mecos dentro de ella. La agitó un poco para que se mezclara con el vino y me la dio en la boquita.

VALENCIA: Este es el vino más rico que he conocido. Me tengo que ir…ahora es de ustedes.

Acto seguido el licenciado Varela me tomó muy fuerte del cabello y dijo:

VARELA: ¡Yo no seré tan bueno contigo! ¡Yo duro mínimo media hora!

YO: Espera, creo que tengo que ir al baño

VARELA: ¿A qué tienes que ir al baño putita de mierda?

YO: Creo que voy a evacuar.

Todos se comenzaron a reírse mí. Yo estaba a punto de cagarme frente a 6 tipos y eso les provocaba risa.

VARELA: Espera. Sube a la mesa. Queremos ver como lo haces. ¿Verdad Señores?

Entonces me subió a la mesa y me puso en cuclillas (como cagan los perros pues) y ahí, sobre un fino mantel estaba yo a punto de soltar un enorme cerote de mierda que venía bajando por mis tripas.

VARELA: ¡Espera!

Tomó una charola de plata muy larga y la puso bajo mi culo. Yo no pensaba en si debía o no hacerlo, todo lo que pensaba era en soltar eso que tenía dentro y que me hacía sentir tan incómoda.

Comencé a cagar un camote duro y bastante largo. Varela movía la charola para que fuera distribuyéndose en la misma. Después pujé muy fuerte y salieron otros 2 trocitos de cagada y me sentí tan liberada que comencé a llorar y orinarme mientras me paraba.

Me fui al baño y no pasó ni un minuto cuando uno de ellos fue a decirme que regresara a la mesa. Cuando volví estaban todos ahí viendo el duro pedazo de mierda que acababa de parir.

Sinceramente estaba esperando a que todos, uno por uno tomaran turnos para cogerme, pero no fue así Varela me desvistió totalmente, me acostó boca abajo a lo largo de la mesa y me pidió que hiciera una pose como si estuviera tomando el sol en la playa.

VARELA: No llores, sonríe y no te muevas.

En eso, el encargado del restaurante, con una gran cuchara, comenzó a poner todos y cada uno de los trozos de mierda sobre mi espalda. Se sentían muy calientes y duros como piedra. Y estando ahí, sonriendo y con lágrimas escurriendo por mi cara. Uno de ellos sacó un celular y me tomó una foto.

Eso fue demasiado. Me bajé, me fui a lavar y vestir. Cuando Salí ya se habían ido todos menos el encargado.

ENCARGADO: Te felicito. La verdad nunca esperé que fueras tan profesional.

Te espero aquí mañana para darte tu finiquito y 12 mil pesos que dejaron los señores   de propina para ti y un regalo del Abogado. No te los doy ahorita porque tienes que darme las gracias por haberte dejado trabajar estos meses aquí. Te espero mañana a las 6.

La verdad no sabía si tendría el valor para regresar, pero eran 12 mil pesos más el finiquito. Así que agarre valor y fui a las 6. El encargado obviamente me pidió que se la chupara (fue en la cocina, no sé por qué), después me puso en un banco alto y me lubricó mi culito con aceite que tenía en la cocina y procedió a meterme…no, no fue su verga. Me metió tantas cosas que no recuerdo; desde zanahorias, cucharas, un salami (por la vagina, ya que no entró por atrás) y un pequeño rodillo para amasar.

Para ser sincera, preferí eso a ser violada por eso viejo feo.

Cuando terminó me vestí y fui a la oficina por mi dinero. Me dio los 12 mil de los licenciados.

Yo: ¿y mi finiquito?

ENCARGADO: Hahahahhaha tu finiquito te lo acabo de dar.

YO: ¡Tarado, es usted un hijo de la chingada!

ENCARGADO: Calmante perrita. Yo he sido bueno contigo, además no creas que no sé qué hoy cumples años. Así que o me agradeces que te haya dejado trabajar aquí o no te doy el regalo.

YO: Gracias Mario, me has ayudado mucho para que pueda seguir estudiando.

ENCARGADO: Así me gusta, eres un diamante en bruto.

Entonces se acercó a mí, metió la mano bajo mi calzón y puso algo junto mi vagina.

ENCARGADO: No lo saques de ahí hasta que llegues a tu casa.

Adiós.

Salí del lugar con esa cosa metida junto mi puchita. Pensé en sacarla al dar la vuelta en la primera calle. Él no podría darse cuenta. ¿Qué sería?

Me subí al camión y sentí que me picaba así que cuando nadie me veía metí la mano y saqué “mi regalito”. Era una tarjeta que decía “Cortes Finos Rico Filete” Todo tipo de cortes finos. Informes al 31212 21. Atendido por Edmundo Valencia.

Bajé del camión y caminé a la casa de mi novio. Como siempre deja la puerta abierta, entré a la casa y después abrí la puerta de su cuarto. ¡El cerdo se estaba masturbando mientras veía en la computadora una escena de violación de la película “Irreversible” (En ese momento no sabía cuál película era).

YO: ¿Qué haces? ¡Eres un cerdo!

NOVIO: ¿Cómo te fue amor?

YO: Oye amor ¿Vamos a la playa?

NOVIO: Ya sabes que me gasté todo en tu colegiatura. Con que puto dinero quieres que vayamos. ¿Eres estúpida o qué?

Entonces saqué de mi bolsa los 12 mil pesos y le dije :

YO: ¿Alcanza con esto?

NOVIO: Te amo flaquita.

Y nos quedamos ah besándonos de pie en su habitación. La playita nos esperaba.

Laurita Ragdoll


Comunidad de Autores y Lectores de TodoRelatos
Chatea online con webcams!

comunidad.todorelatos.com

© flaquitaSexy

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (15)
\"Ver  Perfil y más Relatos de flaquitaSexy
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.
LWNET 1999-2017 | TodoRelatos.com v3.80
Info Legal / Privacidad / Cookies · Ayuda · Stats · Enlaces · Contacto · Webmasters (Sponsors Favoritos)